Solicitar más información
Solicitar más información

Equipos de ondas de choque

PiezoWave 2T touch screen

La 4ª generación de ondas de choque focales piezoeléctricas por Richard Wolf.

PiezoWave 2

Equipo ESWT de ondas de choque focales y desfocalizadas. La alta tecnología médica de cristales piezoeléctricos por Richard Wolf.

DolorClast® Radial Shock Waves

EMS Electro Medical Systems. El mejor y más innovador sistema de ondas de choque radial.

Swiss DolorClast® Smart20

Equipo radial compacto, ligero, versátil. En fin, elegante.

Sonda Blue DolorClast® Radial Shock Waves

EMS Electro Medical Systems. El mango más potente del mercado y el único que puede emitir ondas de choque hasta 25Hz.

Sonda Swiss DolorClast® Evo Blue

La nueva energía radial para mayor éxito.

Swiss PiezoClast®

Equipo focal con sonda de 5 millones de impulsos de capacidad.

Swiss DuoClast®

El dúo de ondas de choque perfecto para cubrir todas sus necesidades.

Swiss DolorClast® Master Touch

Equipo radial de alto rendimiento con interfaz de pantalla táctil. La experiencia definitiva en RSWT.

Swiss DolorClast® Classic

El equipo radial más vendido de la historia. Equipo insignia de EMS y orgullo de los de su clase.

Swiss DolorClast® Master

Equipo RSWT de alto rendimiento.

Swiss DolorClast® Smart

Equipo rESWT compacto y ligero de altas prestaciones

Otros equipos

DolorClast® High Power Laser

Para tratar las indicaciones superficiales o profundas, el dolor agudo y reducir la inflamación

Radial o focal: ¿Qué equipo de ondas de choque elegir?


Debemos distinguir entre dos tipos de ondas de choque: las ondas de choque radiales (RSWT) y las ondas de choque focales (FSWT). Aunque los estudios clínicos actuales muestran que los efectos fisiológicos y el mecanismo terapéutico son bastante similares en ambas, existen diferencias que es importante conocer.


Introducción a las ondas de choque: qué son y cómo actúan


Una onda de choque es una onda de presión acústica de impulso único, de elevada presión, amplio rango de frecuencia y con una fase negativa al final de su generación.

Estas ondas se pueden transportar a través de los tejidos y hacer llegar hasta la zona anatómica deseada del paciente a tratar. 

La repetida aplicación de esta onda de choque conforma la terapia de ondas de choque. Se diferencia principalmente de los ultrasonidos en que la cantidad de energía producida por las ondas de choque es mucho mayor.

Este tipo de onda de choque es utilizada para revertir procesos patológicos o mejorar la calidad de vida del paciente en distintas especialidades, como pueden ser  rehabilitación, traumatología, fisioterapia, neurorehabilitación, dermatología vascular, medicina del deporte, urología, maxilofacial, podología, medicina estética o veterinaria. En todas ellas, la finalidad terapéutica es la regeneración tisular gracias a los efectos indirectos causados por las ondas de choque en tejido vivo, que son:

  • Neoangiogénesis

  • Regeneración de los tejidos

  • Modulación de la inflamación

  • Analgesia

  • Rotura de los enlaces de estratos cálcicos


Las ondas de choque provocan un desencadenamiento de procesos biológicos que son beneficiosos para los pacientes, de modo que aceleran el proceso terapéutico.

La terapia con ondas de choque tiene consecuencias muy beneficiosas para el paciente, como la formación de vasos sanguíneos (neoangiogénesis) que ayudan a los procesos de reparación de los tejidos dañados.

La reversión de la inflamación crónica es otra de las ventajas del uso de dichas ondas, pues esta inflamación persistente necesita de unos componentes llamados mastocitos, cuya actividad aumenta con estas ondas acústicas, y se completan con la producción de quimiocinas y citocinas que mejoran la modulación del proceso inflamatorio.

También estimula la producción del colágeno, necesario para reparar los ligamentos y el mioesqueleto dañados. Las ondas obligan a las fibras de colágeno recién creadas a que se vuelvan más densas y rígidas por una estructura longitudinal concreta.

La acumulación de calcio provoca micro-desgarros u otros traumas en los tendones y las ondas de choque rompen estas calcificaciones, mejorando la reabsorción y eliminación de las partículas de calcio por el sistema linfático. También ayudan a la liberación de puntos gatillo, que son la causa principal del dolor de espalda, cuello y extremidades. Se trata de nódulos palpables en los músculos, llegando a cortar el riego sanguíneo en la zona y acumulando desechos en determinadas zonas afectadas.  


Equipos de ondas de choque radiales


Las ondas de choque radiales, también denominadas ondas de presión o sistemas balísticos, están generadas por un sistema neumático que acciona un proyectil, el cual, al impactar contra un cabezal de metal biocompatible, produce y transmite una onda de choque (presión) radial.

La onda de choque radial, en según qué círculos médicos, es considerada únicamente como onda de presión radial, excluyendo el término “choque” por el siguiente motivo:

La onda radial tiene un componente de flujo de energía que no alcanza los 150 MPa con una rapidez necesaria de 10 ns para considerarse onda de choque. 

Aunque producen los efectos de mecanotransducción y cavitación que producen los efectos biológicos de la onda de choque focal, será con diferente energía y con una penetración de hasta 4 cm de volumen terapéutico.

Por lo tanto, la aplicación de ondas con ambas técnicas, tanto la onda de choque focal y/o desfocalizada como la onda de presión radial, sobre tejidos blandos y hueso, producen efectos físicos que provocan respuestas biológicas beneficiosas para el paciente.

Todos los equipos radiales suministrados por Corr Medical incorporan la sonda Evo Blue o superior, la cual garantiza unas emisiones de energía correctas a lo largo de su vida útil y en todas las frecuencias posibles.

La sonda Swiss DolorClast Evo Blue y la reciente Blue incluida en el modelo DolorClast Radial Shock Waves amplía el rendimiento de los equipos radiales Swiss DolorClast, gracias a su mango con tecnología patentada que incluye un sistema novedoso de válvulas para densidades de flujo de energías. Esto la hace más rápida, potente, precisa y segura.

En Corr Medical disponemos de varios equipos de ondas de choque radiales como el reconocido Swiss Dolorclast, de calidad suiza y con la mayor evidencia clínica y científica del mercado radial. Es tan versátil que puede adaptarse a tratamientos diversos en clínicas médicas, centros de fisioterapia o de estética avanzada.

El Swiss Dolorclast Classic es el primer equipo radial de la historia, también es el más vendido desde su lanzamiento en 1999. Este sistema establece estándares en la terapia con ondas de choque radiales y sus resultados están avalados en múltiples ensayos clínicos publicados por expertos internacionales. Este sistema es el predecesor de todos los sistemas DolorClast que incorporan las subsiguientes mejoras tecnológicas que confieren al sistema DolorClast el más reconocido y mejor sistema radial del mercado.


Equipos de ondas de choque focales


Estos equipos proceden de los primeros equipos de ondas de choque, denominados litotricias, que fueron creados para desintegrar piedras de riñón. Este instrumental tiene mayor potencia y concentra la presión en un punto en el espacio. El transcurso del ciclo es más rápido, sobre todo en los electrohidráulicos y piezoeléctricos, siendo el electromagnético el más lento.

Hay varios equipos dentro de las ondas de choque focales, como el PiezoWave2, compuesto por una o varias sondas, configurado en función de las necesidades según especialidad, y con capacidades de penetración de hasta 172mm, alcanzando casi cualquier zona anatómica.

La novedosa sonda desfocalizada G2 del PiezoWave2 permite tratar áreas de hasta 46mm de forma lineal, facilitando un homogéneo reparto del flujo de energía en grandes áreas anatómicas. Además, su desfocalización de bajo flujo de energía abre la puerta a nuevas terapias para tratar el síndrome miofascial, dermatología, úlceras y disfunción eréctil, entre otras, con una mayor efectividad y confort, tanto para el paciente como para el usuario del equipo. 

 

Equipos de ondas de choque litotricia


Las litotricias son las predecesoras de todas las ondas de choque y son utilizadas para fragmentar urolitiasis. 

En la actualidad, Corr Medical se encarga de servicio SAT de diversos modelos de litotricias y ofrece sus servicios de consultoría y de intermediación para alcanzar el más alto estándar de calidad en toda la expedición que representa un equipo de litotricia por ondas de choque extracorpóreas (producto, compra, formación continua, mantenimiento, servicio postventa).


Conclusión


Como se puede observar, las ondas de choque proporcionan una elevada eficacia en los tratamientos de diferentes especialidades médicas, revolucionando la medicina y el bienestar de los pacientes.

Corr Medical le ofrece soluciones personalizadas y adaptadas a su perfil. Le asesoramos y damos apoyo en el proceso de compra del equipo ideal según su especialidad clínica, abarcando medicina humana, medicina estética y veterinaria.

Le proporcionamos la mejor formación y atención postventa para que saque buen partido y rentabilidad a su equipo.

Contacte con nosotros para resolver cualquier duda y le asesoraremos sobre la mejor elección.


Si le interesa adquirir un equipo, le llamamos